miércoles, 31 de enero de 2018

Las Fabulosas historias de Thelma y Clive Cap 1 Los negocios de Thelma.

Susan Sarandon es Thelma
Clive preparo sus cosas para mudarse a casa de su abuela, el chico de unos dieciocho años de pelo oscuro y cuerpo delgaducho, rostro aniñado, habia llegado a casa una mañana y descubrió que estaba totalmente solo, sus padres habían desaparecido, después de unas horas de su desaparición el chico llamo a la policía y al pasar los días no los encontraron. El chico estaba solo y no tenia familia con quien quedarse, hasta que un día su abuela contacto con el para que fuera a vivir con ella. La abuela de parte de madre, su madre jamas le habia hablado de su abuela, por eso no sabia nada de ella. Cogió su maleta y salio de su casa, el chico suspiro al irse de esa casa donde habia pasado tanto tiempo de su vida, no estaban sus padres, le hubiera gustado quedarse para estar con ellos para su retorno. Al salir a la calle el chico se puso la mochila tras la espalda y fue a la parada de tren.

Thelma llego a la parada de tren, la mujer de unos cincuenta años, de pelo castaño rojizo, aun manteniendo una gran belleza y con un cuerpo exuberante, enfundado en un traje oscuro, con un enorme escote y sus carnes apretadas. Se apoyo contra su coche un descapotable negro y espero que llegara el tren, la parada era la única forma de llegar a Givertown posiblemente fuera el pueblo mas misterioso, olvidado de Norteamérica. La mujer es una veterana investigadora que se aburrió a las normas de la universidad que trabajaba o mejor dicho la habia echado por ciertos problemas que tuvo con muchos compañeros, con muchos alumnos que uso como conejillos de india.

Clive bajo del tren y vio una vieja parada que estaba casi abandonada, al bajar vio un inmenso bosque y allí en la carretera en su coche a su abuela, ella le hizo un gesto con su mano, el chico cargo con su maleta hasta llegar donde esta ella, Thelma le ayudo a cargar las maletas en el coche y se dieron dos besos:

-Gracias abuela ya no sabia que hacer con la desaparición de mis padres…..

Thelma sonrió y se quito las gafas de sol:

-Lo primero me llamaras Thelma y lo segundo podrías a ver venido a verme cuando querías, pero tus padres nunca quisieron que estuvieras muy cerca de mi, somos familia y si no esta tus padres yo seré como tu madre, aparte de eso yo tengo un negocio y tu también tienes un negocio cariño…

Clive frunció el ceño mirando a su abuela:

-¿Por que no me dejaban mis padres verte, que clase de negocio tienes Thelma?

Thelma se apoyo en la puerta y le miro a los ojos:

-Soy o somos las únicas personas que podemos cumplir las fantasías tg de cualquier persona que quiera intercambiar o transformarse en mujer, por eso tu madre no quería que supieras nada de mi pensaba que estaba loca, pero a hora podre compartir contigo mis ideas y las cosas que nos pida nuestros clientes, en nuestra tarifa de un día, un mes, un años, diez años o toda la vida….

Clive miro a Thelma:


-¿Estas hablando en serio?

Se te paso un capitulo, quieres leer los demas capitulos, quieres leer todos los capitulos seguidos pasate por Wattap Las Fabulosas historias de Thelma y Clive Cap 1 Los negocios de Thelma.   Demuestra tu apoyo al blog y dale al G+1, dale al cuadradito de quiero leer mas, es un apoyo al escritor que ve que os gusta las series y sigue escribiendo, si veis que vuelvo a dejar el blog sera por que no compartis ni presionais el cuadrito lo suficiente......

Imagination Girl Cap 1 Magicos poderes

Jennette Mccurdy es Sam
Támara es una chica normal de 16 años, de pelo rubio y extremadamente rizado, de cuerpo delgaducho y figura de pocas curvas, era incapaz de ver mucho mas lejos de ella si no usaba sus gafas. La palabra normal no se podría usar para clasificarla ya que la chica tiene unos grandes poderes, poderes que pueden manipular esta realidad que todos vivimos, pero ella es muy torpe para saber lo poderosa que podría llegar a ser. Pero sabia usarlos para algunas cosas que le ayudaban a superar el día a día. La chica estaba durmiendo profundamente, lanzando pequeños y débiles ronquidos, con sus pijama rosa de gatitos, tapada con sus mantas para pasar las frías noches de invierno. Comenzó a sonar el despertador y Támara lo miro, lanzo un largo suspiro y con sus dedos moviéndolos al revés que las agujas del reloj hizo que se retrasara una hora, hizo que la tierra completa viajara una hora al pasado. Bostezo un poco al levantarse de la cama, antes de tocar el frio suelo sus zapatillas volaron desde el rincón de su habitación hasta sus pies. La chica fue al servicio y comenzó a limpiarse los dientes, el cepillo cobro vida y siguió haciendo su trabajo en la dentadura perfecta de la adolescente, ella aprovechaba para cepillarse el pelo y hacer que lucieran mucho mejor su rizos rubios. El cepillo voló para meterse en el vaso donde estaban los demás cepillos y al meterse en la ducha su ropa comenzó a prepararse sola encima de la cama. Salio de la ducha y la toalla voló hacia su cuerpo tapando su desnudez. Dejo que cayera la toalla y la ropa voló hacia ella vistiendo su cuerpecito, su pequeño sujetador, su camisa oscura que le gustaba tanto llevar, levito un par de centímetros y sus braguitas blancas volaron para rodear sus piernas. Sus pantalones tejanos volaron hasta subir entre sus piernas. Volvió a tocar el suelo y levanto un poco sus pies para que sus zapatillas de deporte se pusieran en sus pies. Fue a coger una manzana a la cocina y mientras la lavaba en el fregadero comenzó a fantasear un poco ante lo que le gustaría aquel día. Picaron a la puerta y hay estaba su mejor amigo Sam, pero esta vez los poderes de Támara le habían transformado en chica, en una chica de pelo rubio, de cuerpo delgaducho pero con buenos atributos, la chica miro a su amiga, no era la primera vez que le habia transformado en mujer pero le enfadaba que le vistiera de criada:


-¿En serio? Vine a buscarte para ir al instituto y me transformas en mujer, encima me podrías poner otra ropa.

Se te paso un capitulo, quieres leer los demas capitulos, quieres leer todos los capitulos seguidos pasate por Wattap Demuestra tu apoyo al blog y dale al G+1, dale al cuadradito de quiero leer mas, es un apoyo al escritor que ve que os gusta las series y sigue escribiendo, si veis que vuelvo a dejar el blog sera por que no compartis ni presionais el cuadrito lo suficiente......

La chica sin Nombre Cap 27 La mejor esposa

Selena Gomez es Micaela
El viaje de tren fue algo incomodo para Riccarda al ver como le miraba Fiona que la tenia sentada en frente suya, esa mirada era inquisidora, la chica trago saliva y cogió una revista para no cruzar su mirada con su nueva mujer, Micaela estaba sentada al lado de Riccarda y vio como su madre miraba a su amiga, a su también esposa.

-¿Me a dejado de mirar así?

Micaela suspiro mirando a su madre ya que no era normal la forma que miraba a su mujer, no era normal como miraba a su mujer, a la mujer de las dos:

-Es absurdo lo que esta pasando mama, por tu locas ideas toda la familia nos tenemos que casar con ella, hasta ya siendo una mujer ¿Por que le miras así?

Fiona sonrió al escuchar a su hija:

-Le estoy acostumbrando a la mirada de una mujer mexicana que quiere que haga cosas en casa, señorito que siendo una mujer no se escapara de arreglar toda la casa, tengo una lista de aceres que me a costado cinco años en rellenarlo.

Riccarda negó con la cabeza y bajo revista mirando a su mujer, no podría hacer esas cosas ella también era una mujer, era lo normal que los hombres hicieran faenas en casa, pero ella era una mujer como todas ellas:

-Pe-pero si yo también soy una mujer no puedo hacer faenas en casa, sera mejor que os busquéis a un manitas para esas cosas….

Micaela miro a su madre y vio como se le hinchaba una vena en el cuello:

-Puff, Riccarda lo que te espera esa mirada la reconozco….

Fiona se levanto de su asiento y se sentó en medio de su mujer y su hija, cogió de la mano a Riccarda y la miro a los ojos:

-Le hiciste el amor a mi hija, a mi y a mi hija pequeña, que te hallas transformado en mujer eso no te salva de de las faenas, entendido….

Fiona cogió el rostro de Riccarda y le dio un largo beso, el chico que se habia transformado en chica intento resistirse pero no pudo ya que al final le comenzó a gustar, medio atontada le miro a los ojos:

-Recuerda que cuando te portes bien tendrás esto cariño y a hora…

Fiona cogió las cabezas de Micaela y Riccarda y les obligo a que se dieran un beso, por un momento se intentaron resistir, pero sus rostros se pegaron tanto que al final sus labios se pegaron, sus lenguas comenzaron a bailar en sus bocas. Al dejar de besarse se miraron a los ojos un poco mas enamoradas con aquel beso. La madre de Micaela sonrió y miro a los ojos a su hija:

-Bueno es el amor de esta familia, sera mejor que comencemos a enrollarnos Micaela ya que si amamos a Riccarda nos queremos nosotras, imagina nuestra noche de bodas…..

Fiona le dio un beso a su hija en la boca, Micaela intento quitársela de encima, Riccarda vio aquello y extrañamente le comenzó a excitar, madre e hija despegaron sus labios, Micaela se levanto de su asiento y cogió de la mano a Riccarda:

-Vamos al servicio cariño…

Fiona sonrió y cogió la revista para echarle un vistazo, Riccarda y Micaela entraron en el servicio, donde solo podía caber una persona, las dos se miraron a los ojos:

-Valla sabes me excito bastante ver como os besabais….-Dijo Riccarda.

Como pudo Micaela de rodillas para vomitar, pero no podía, quería hacerlo tras aquel momento incestuoso, pero no podía, por dentro hasta le llego a gustar. Un pequeño frenazo del tren hizo que Riccarda cayera encima de Micaela, metiéndole mas la cabeza dentro del váter, comenzó a moverse de golpe nuevamente el tren y eso hizo que al intentar levantarse le diera un tirón a la blusa de Micaela rompiéndosela. Riccarda vio entre sus manos la blusa de Micaela, esta se levanto mostrando su sujetador negro y miro a su amante a los ojos, le dio un fuerte tirón a su camiseta rompiéndosela viendo esos perfectos pechos, ella sonrió al verlo:

-Aun tengo gustos de hombre Riccarda, que perfectas tetas tienes-Dijo Micaela.

Las dos comenzaron a besarse sin cesar, frotando sus perfectos pechos y flexionando sus cuerpos en aquel estrecho servicio de tren.

Fiona estaba muy enfadada con su mujer y su hija, tuvo que comprarle camisetas en la estación, no sabia lo que habían hecho las dos para romperse de esa manera su blusa y camiseta. Miro a su hija y le dio un billete:

-Cariño ves a comprar unos bocadillos para las tres, te esperamos aquí….

Micaela se fue al bar de la estación a comprar unos bocadillos, Fiona miro a Riccarda frotándose la barbilla y vio frente a ellas un fotomaton, entro y cogió de la mano a Riccarda metiéndola de golpe, mientras que se hacían fotos ella comenzó a desnudarse como a su mujer:

-Se perfectamente lo que hicisteis, pero yo soy muy envidiosa y quiero que me hagas lo mismo.

Micaela llego a donde estaba su madre y su mujer, pero no las encontraba, vio que habia ropa tirada junto al fotomaton y al acercarse escucho unos jadeos, vio unas fotos, las cogió y suspiro al ver a dos mujeres desnudas haciendo posturas imposibles en un lugar tan estrecho.

-Bueno si tenéis hambre tengo bocadillos.

Cogieron un taxi que les llevo a un colegio para señoritas a las afueras del pueblo, era la ultima pista que tenían de la profesora que habia transformado en chica a Micaela. Al parecer era increíble que habia crecido de una forma exagerada el numero de alumnas desde que habia llegado su amiga. Al bajar del taxi Fiona, Micaela y Riccarda vieron esa gran escuela.


-Bueno aquí es donde esta Rosalina la profesora que te transformo en mujer Micaela, también la que me enseño el hechizo que transformo a nuestro marido en nuestra esposa. 

Se te paso un capitulo, quieres leer los demas capitulos, quieres leer todos los capitulos seguidos pasate por Wattap La chica sin Nombre Cap 27 La mejor esposa   Demuestra tu apoyo al blog y dale al G+1, dale al cuadradito de quiero leer mas, es un apoyo al escritor que ve que os gusta las series y sigue escribiendo, si veis que vuelvo a dejar el blog sera por que no compartis ni presionais el cuadrito lo suficiente......